La fonología, importante para estudiar idiomas

La fonología es un factor clave para aprender idiomas.

 

La fonología

es la ciencia que estudia la función de los fonemas de una lengua, que son los sonidos que se representan con las letras. Y en este artículo vamos a intentar explicarte por qué es importante para aprender un idioma.

 

La fonología está muy ligada a la fonética

pero mientras una estudia cómo se coloca el aparato fonador y cómo se producen los sonidos, la fonología estudia cómo funcionan estos mismos sonidos y cómo se comportan según qué sonidos les acompañen. Es importante saber que un mismo fonema (que es cada uno de los sonidos) se puede comportar e incluso sonar de manera ligeramente diferente según si está colocado al principio o al final de la palabra.

aprender idiomas

En el estudio de un nuevo idioma es especialmente importante saber cómo funcionan cada fonema en cada posición ya que la pronunciación, que es a groso modo lo que estudia la fonología junto con la fonética, es una de las partes más importantes y más olvidadas de aprender un idioma.

 

Una buena pronunciación

es la base de una buena comunicación y especialmente en un idioma como el inglés en el que cambiar la pronunciación de una sola letra puede cambiar completamente la palabra y puede meternos en una situación embarazosa. Así mismo hoy por hoy se requiere para muchas cosas un alto nivel de inglés, por ejemplo para el mundo laboral es imprescindible, y muchas veces el nivel teórico de los estudiantes españoles es bueno pero no así el nivel práctico, debido en gran medida a una mala pronunciación. Si no prestamos especial atención a la fonología no seremos capaces de aprender las pequeñas diferencias de sonido que son tan importantes.

 

¿A que están acostumbrados los alumnos españoles?

clases inglés

Los estudiantes de inglés españoles estamos acostumbrados a que en nuestra lengua haya una correlación directa entre los grafemas (que son las letras escritas que representan los sonidos) y los fonemas, es decir, los sonidos. Esto significa que cada letra representa siempre al mismo sonido y siempre se lee de la misma manera, como mucho una misma letra puede representar dos sonidos diferentes como en el caso de la r, que no suena igual si va al comienzo de la palabra o colocada entre vocales. En cambio esto no sucede en lenguas como el inglés, esta correspondencia entre los grafemas y los fonemas no existe, cada grafema puede representar a varios fonemas y cada fonema puede ser representado por distintos grafemas. Por ejemplo las palabras “ate” y “eight” suenan igual [eɪt] pero como vemos se escriben de manera distinta. Para poder pronunciar estas palabras correctamente es completamente necesario tener conocimiento de la fonología y que el profesor dé muchos ejemplos de práctica en las clases de inglés.

 

Así mismo, la fonología nos enseña también cómo pronunciar correctamente estructuras más grandes. No sólo son los fonemas, que son las unidades más pequeñas y que por sí mismas no tienen ningún significado pero que son imprescindibles para dar sentido y diferenciar las palabras, sino estructuras más grandes como palabras o frases. La fonología nos permite conocer la entonación de las frases interrogativas o exclamativas que no es la misma que la de los enunciados afirmativos.

 

Por todo esto se hace imprescindible estudiar la fonología de un idioma como el inglés, ya que nos va a ayudar a tener una pronunciación impecable y a no meternos en líos por errores de pronunciación.

Fonología en el aprendizaje de un idioma

Cómo aplicar la fonología en el aprendizaje de un idioma.

Que es la fonología:

La fonología es la parte de la lingüística que estudia los elementos fónicos, es decir los sonidos desde el punto de vista de su funcionamiento en el lenguaje y también de su utilización para formar signos lingüísticos. Además, estudia los sonidos alfabéticos individuales que llegan a transformarse en la pronunciación del lenguaje. Por tanto, enseñar fonología es una buena forma de introducir a un estudiante en el idioma que desea aprender.

El sistema fonológico de una lengua está formado por el conjunto de fonemas y sus consecuentes reglas de pronunciación. Este sistema admite diversas representaciones teniendo en cuenta que los mismos sonidos se pueden asignar a los diferentes fonemas.

importancia de la fonética y fonología

Inglés es una lengua en la que no existen correlación directa entre lo que se oye y como se escribe, es decir entre fonemas y grafemas. Sin embargo, el caso del castellano es diferente pues la pronunciación de las palabras se corresponde con cómo se escriben literalmente. Por tanto, resulta interesante que el primer contacto con la lengua a aprender, el alumno se interese y se familiarice con las características fonológicas de la misma exponiéndose desde el primer día a aprender cómo suena cada grafema con la finalidad de aprenderlo lo más rápido posible.

¿Cómo podemos hacerlo?

Sigue los pasos siguientes y tendrás un correcto aprendizaje.

  • Enseña los fonemas:

los estudiantes han de identificar primero los sonidos de las palabras, en lugar del deletreo. Se han de mostrar diferentes palabras comenzando por las que suenan igual. Puedes usar el alfabeto fonético internacional como una buena herramienta y memorizar sus símbolos relativos a cada sonido.

  • Escucha y responde:

di palabras en el idioma y ayuda a tus estudiantes a identificar los símbolos fonéticos asociados a cada sonido. Por ejemplo, palabras como “cheese” o “chip”. Escuchar y responder a las preguntas hace que los estudiantes se concentren y centren su atención en la pronunciación.

  • Ejercita la pronunciación y los acentos.

Practica todo tipo de sonidos como los consonánticos como por ejemplo el sonido de la /s/ o el de la /z/ ubicando el sonido en la boca.

Importancia de la pronunciación al comunicar

La pronunciación es muy importante en la comunicación, porque una mala pronunciación hace que existan errores de entendimiento entre las dos personas. Si los estudiantes tienen una mala pronunciación, ésta será un obstáculo a la hora de hablar de forma fluida. Esto puede derivar en problemas atencionales en el aula y pérdida completa de la motivación por aprender el idioma.

Siendo un aspecto tan importante, recibe muy poca atención en la clase, ya que los profesores tienden a ignorarla por completo por falta de tiempo, supervisión o porque muchas veces ellos mismos no dominan la fonología de la lengua. La carencia de conocimientos sobre cómo enseñar pronunciación y qué tipo de conocimientos necesita el profesor para enseñarla hace que se descuide completamente esta área de la lingüística.

Conocer los diferentes sonidos y sistemas fonológicos de la lengua extranjera ayuda al estudiante a aprender a identificar el acento de cada palabra, el ritmo del discurso y la entonación que se necesita para una correcta pronunciación y por lo tanto, una correcta comunicación.

Pronunciación y sistema fónico inglés

Aspectos segmentales y suprasegmentales del sistema fónico

¿Estás estudiando inglés y quieres centrarte en la expresión oral? Aprender una lengua extranjera es una actividad compleja que implica el control de diversos bloques de contenido, para obtener un dominio deberás practicar todas las partes del idioma por igual, dedicando especial atención a la oral, la que más cuesta a los hispanohablantes. Principalmente, la lengua es un fenómeno oral, los participantes de este fenómeno precisan de la habilidad de poder reproducir e identificar sonidos producidos por otros pero ¿y si no conocemos esos sonidos?. En el caso de una lengua extranjera como es el inglés, no somos capaces de hacer este proceso ya que difiere en muchos aspectos del que utilizamos habitualmente en nuestra lengua, a no ser que conozcamos el sistema fonológico previamente

Fonética y Fonología

 

vínculo entre pronunciación y fonética

Fonética y Fonología son dos ciencias que están ampliamente relacionadas con este aspecto. La primera es la ciencia que describe los sonidos de la lengua, desde una perspectiva articulatoria y acústica. La fonología, estudia la forma en que una determinada lengua tiende a organizar sus sonidos para expresar diferentes significados. A continuación te damos una breve descripción del Sistema fonológico inglés:

Hay que tomar en consideración para el estudio de la lengua inglesa que el sistema fonológico inglés difiere en determinados puntos con el español. El sistema fonológico inglés distingue 2 factores diferentes: los segmentales y los suprasegmentales.
Aspectos Segmentales:
Estos se basan en la diferencia vocal/consonante. Desde determinado punto de vista fonético las vocales son sonidos en cuya producción no se genera contacto con ningún órgano de tipo fonador y las consonantes son sonidos de aire desde los pulmones al que se le corta el paso ya antes de salir por la boca. La fonología establece que las vocales son silábicas y las consonantes son marginales en la parte estructural de la sílaba. En el caso de algunos sonidos debemos charlar de semiconsonantes, en tanto que comparten peculiaridades de vocal y consonante.
En inglés hablamos de doce vocales puras clasificadas dependiendo de:
-El grado de la apertura: abierta, medio abierta, medio cerrada y totalmente cerrada-
-Posición en la que colocamos la lengua y el paladar: delantera, media, trasera.
-Longitud: corta o bien larga.
Las consonantes pueden clasificarse según el punto de articulación, teniendo presente el lugar donde se corta el paso al aire o, según la manera de articulación, teniendo presente de qué forma se interrumpe el aire.

Aspectos suprasegmentales:

Los factores prosódicos o bien suprasegmentales se refieren al mayor o bien menor énfasis que se le da a unas partes en relación a otras. Por lo que requieren un tratamiento diferente que los segmentales.

 

-Acento: mayor o bien menor fuerza que se le proporciona a algunas sílabas.
-Ritmo: viene determinado por el acento, el ritmo en la lengua inglesa se caracteriza por depender de la forma en la que se alternan las sílabas acentuadas y no acentuadas.

 

-Entonación: el hablante proporciona más fuerza a las palabras que desea recalcar, incluso con la entonación la frase cambia de sentido.

 

Espero que hayas comprendido las diferencias entre los aspectos segmentales y suprasegmentales del sistema fónico de esta lengua, tanto unos como otros son de extrema importancia a la hora de aprender el idioma. Muchas veces, estos factores se dejan de lado y las clases se centran en la gramática, por lo que el aprendizaje no se realiza de forma adecuada y los españoles no son capaces de pronunciar en inglés a pesar de haber estado estudiando durante muchos años esta lengua.

 

 

 

Claves para optimizar la Pronunciación

 La Pronunciación es importante o no?

 

¿Por qué es tan importante una buena pronunciación en inglés? Esta es clave para hacerse entender y nos ayudará a conseguir un dominio del idioma real, aplicado a los usos cotidianos tanto si queremos desplazarnos a un país extranjero como en nuestro territorio. Es la parte que nunca se practica en las clases en grupo y a la que más tiempo habría que dedicar, algo paradójico ya que es algo esencial para aprender el idioma.

¿Qué es exactamente la pronunciación?

 

Esta se refiere a la forma en que una palabra o idioma es hablada y al modo perfecto en que alguien pronuncia una palabra. Una palabra puede ser hablada de formas diferentes por varios individuos o bien grupos, dependiendo muchos factores sociolingüísticos, como el tiempo en el que crecieron, el área geográfica en la cual medraron, el área en la cual ellos viven actualmente, su clase social, su sexo, su edad y su educación.

 

El modo perfecto del cual un individuo pronuncia palabras depende primeramente de las unidades básicas de sonido que usa en su lengua. Bien sabemos que la rama que se ocupa dentro de la la lingüística de estudiar estas unidades de sonido es la fonética. Los sonidos que tienen la misma función son agrupados juntos en clases llamados fonemas; el estudio de estos fonemas lo realiza la fonología.

 

Consigue una correcta pronunciación

 

Para conseguir pronunciar bien en inglés, hace falta ser consciente de estos nuevos sonidos, algunos de los matices, de las distintas entonaciones, del acento tónico y del ritmo del idioma. La enseñanza del inglés en las escuelas tiende a dar mucha relevancia a la competencia escrita y no a la oral o bien a la pronunciación, muchos de los profesores no son nativos lo que hace que se pierdan algunos de estos matices.

 

La pronunciación y la fonética son bastante más importantes que la gramática para hacerse entender en inglés, sino piensa en cómo aprendiste tu lengua materna, primero conseguiste una correcta pronunciación y luego estudiaste las reglas gramaticales. La gramática un aspecto fundamental del idioma pero no es la base, sin una buena pronunciación no conseguirás un dominio real. Si quieres mejorar tu pronunciación puedes seguir estos consejos que te ayudarán.

 

Punto 1: aprende un mínimo de fonética inglesa

 

Tienes que ser consciente de que estás aprendiendo un nuevo idioma, no tienes que ceñirte a las reglas del tuyo, el inglés tiene nuevos sonidos, entonaciones y ritmo y tendrás que aprenderlo desde el principio. Tienes que adiestrar y agudizar el oído para poder imitar los sonidos. La ayuda de un angloparlante es clave para esto, un profesor nativo puede marcar la diferencia entre pronunciar correctamente una palabra y no hacerlo. Tiene que darte las claves para empezar por el principio.

 

Punto 2: Aprender a pronunciar en base a un vocabulario específico

 

Puede que hayas estudiado mucho determinadas palabras pero si las lees en un texto y no sabes como pronunciarlas no puedes avanzar. Por eso, debes ceñirte al vocabulario que ya sabes y aprender a pronunciarlo correctamente, luego ya lo irás ampliando poco a poco pero primero perfecciona lo que ya sabes.

 

Punto 3: Practica constantemente

La práctica de la pronunciación es un aspecto fundamental para lograr su dominio, puedes acceder a muchos recursos para corregir tus errores y no volver a repetirlos, el mejor modo es contar con un profesor nativo que te pueda asesorar. Esto te permitirá ganar en seguridad y perder el miedo a pronunciar en público, uno de los mayores temores de los españoles.

 

El miedo a no hacerse entender y la vergüenza del acento propio de manera frecuente son los problemas comunes entre la gente que no se atreve a explicarse oralmente. No seas uno de ellos y mejora desde hoy tu pronunciación siguiendo estos consejos.